La Plataforma Abolicionista de Burgos reclama implicación ciudadana en la lucha contra la prostitución

Por la Plataforma Abolicionista de Burgos

La Plataforma Abolicionista de Burgos reclama implicación ciudadana en la lucha contra la prostitución, al tiempo que lamenta que en numerosos casos se observe simplemente como un problema de convivencia, ruidos o salubridad. Por ello, solicita a la sociedad una verdadera implicación en la batalla contra el drama que supone la prostitución. Lo hace a raíz de las noticias que se están publicando en las últimas semanas sobre vecinos de la capital que denuncian los ruidos y molestias que generan que uno de los pisos de su edificio se utilice como prostíbulo.
Se puede comprender el malestar que se crea cuando en tu lugar de residencia no existe un clima de calma, pero –critica la Plataforma– genera una enorme tristeza que se contemple la existencia de la realidad prostituidores-prostituidas como cualquier otro conflicto en un vecindario.

Este tipo de quejas son frecuentes y la mayor parte de las veces lo único que se exige es que esta ‘actividad’ sea trasladada, de manera que se omite por completo la sensibilidad, empatía y beligerancia que todos y todas deberíamos exhibir ante esta tragedia.
En la mencionada información el afectado llega a reclamar “que se ponga coto a los prostíbulos en las comunidades de vecinos”, de manera que la conclusión es cristalina: no hay inconveniente en que exista siempre y cuando no sea en un piso.
“La prostitución es una tragedia y la modalidad más cruda de todas las violencias hacia las mujeres. El contexto de las víctimas, cuando no son directamente engañadas, extorsionadas o secuestradas, es el de una vulnerabilidad absoluta que las obliga a hacerlo. Quienes tienen la ‘suerte’ de poder abandonarlo sufren secuelas físicas y psíquicas crónicas”, denuncia la presidenta del Colectivo 8 de Marzo -una de las portavoces de la Plataforma-, Silvia Adrián.


Por ello defiende la también portavoz, y componente de Iniciativa Feminista, Inés Ausín que es “imprescindible” la educación en valores de igualdad y de censura y tolerancia cero a todas las agresiones que sufren las mujeres. “Ninguna persona ha de ser cosificada -lo que aunque en cifras sensiblemente menores incluye también a varones- o utilizada. El intercambio de dinero por un cuerpo las convierte en mercancía y las despoja de la dignidad con la que deben contar todas las personas”, añade Ausín.

La Plataforma de Organizaciones por la Abolición de la Prostitución es una plataforma que está integrada por las organizaciones Asociación de Mujeres Hypatia, Asociación para la Defensa de la Mujer La Rueda, Colectivo 8 de Marzo, Iniciativa Feminista y Sinergia Feminista.

A %d blogueros les gusta esto: